LUCES Y SOMBRAS DE LA CHANCA



La Chanca es un barrio almeriense de leyenda, al sur de España. Ha seducido a fotógrafos cineastas y escritores. Es un mundo dentro de otros mundos . El escritor Juan Goytisolo, conoce bien esta realidad. Aquí describe su visión sobre un lugar antaño maldito cuya singularidad sigue fascinando hoy. (País Semanal 26.04.2015) Fotografías del 2011



Trampantojo en un solar de la Chanca


Carnaval en el colegio público la Chanca


Vecina de la Chanca con su hijo


Vecino de la Chanca con su caballo


Dormitorio de una casa de la Chanca


Rudimentario establo en la Chanca


Joven de la Chanca en su cueva-vivienda


Escombros en una vivienda abandonada de la chanca


Anochecer en la Chanca

A CORUÑA, LAS TEMPESTADES DE LA ADOLESCENCIA


El  paso de Picasso por Coruña fue muy breve (apenas 5 años del 1891 a 1895) pero la huella de ésta en el pintor es mayor de lo que se cree. En Coruña inició sus estudios artísticos,  realizó sus dos primeras exposiciones,y conoció el amor y la muerte. Exposición en la Casa Museo Picasso en A Coruña, febrero-mayo 2015.


 Casa de la calle Payo Gómez donde residió Picasso en A Coruña


Calle Riego de Agua


 Instituto da Guarda, donde Picasso estudió Bachillerato y Bellas Artes


Alumnos del Instituto Da Guarda


Almacén de escayolas de la Escola de Arte e Superior de Deseño Pablo Picasso


Farmacia Villar, en la calle Real, en la actualidad.
Ya estaba abierto cuando Picasso vivió en A Coruña


Zona de párvulos del cementerio de San Amaro


Cementerio de San Amaro, donde fue enterrada Conchita, la hermana de Picasso


Torre de Hércules, que Picasso llamaba Torre de Caramelo


Paisaje cerca de A Coruña


Aldeano gallego


El Atlántico ruge cerca de la Torre de Hércules

LA CABRERA, PÁJARO TRISTE


En el verano de 1962, el escritor Ramón Carnicer viajó a lo largo de nueve días a pie siguiendo el curso del río Cabrera. Fruto de ese periplo fue un libro, "Donde las Hurdes se llaman Cabrera" que ya es un hito en la literatura viajera española.
Cincuenta años después, yo he repetido ese viaje buscando el eco de aquellos tiempos.



EL DELTA DEL EBRO

Colores uniformes. Humedad alta. Olores fuertes. Lagunas, patos, flamencos. Playas, faros, horizontes. Y rodeándolo todo, el mar....Esto es el delta del Ebro, un paisaje singular y fragilísimo, un haiku mediterráneo. 

Siete Leguas nº 40